¿Por qué, muerte, por qué?

 

Has segado mi viña, ¡muerte!

y has dejado muerta, mi cepa ¡muerte!.

Y las raíces más finas,

¿porqué se me han ido?, muerte.

Si quieres, muerte...ven

y afilaré el corte de tu guadaña,

que debes tener dañado

de golpear tantas veces,

para cortar mi madera.

¿Como, ¡ muerte ¡,

me he de envolver en la vida,

si mi tribu,

se ha quedado sin anciano

y mis potros,

ya no corren mi pradera ...

ni yo correré por ella

ni yo ...

ya tendré pradera,

 que me la arrancaste, ¡muerte ¡

Ilusiones,

esperanza,

amor,

anciano,

tribu...y

pradera.

Y los potros galoparon,

por que querían vida nueva.